Hay Mauro Manotas para rato en el Houston Dynamo

Antes de dar inicio a la temporada 2019 el Houston Dynamo aseguro a uno de sus elementos claves, el delantero Mauro Manotas, quien extendió su estadía con el club naranja por tres años más hasta el 2021.

“Bueno estoy muy contento, muy feliz de poder seguir escribiendo esta linda historia con este hermoso club. Al cual le agradezco mucho la oportunidad de poder venir y demostrar mi talento internacionalmente”, comentó Manotas con una sonrisa en su cara. 

El colombiano llegó al Houston Dynamo en el 2015 a los 19 años y poco a poco se ha convertido en el goleador para la ‘maquina naranja’ aunque no siempre fue fácil. 

“La verdad que cuando yo llegue, sabía que sería muy difícil jugar en el [Houston Dynamo] tenían muchísimos delanteros muy buenos. Con trabajo, con dedicación, en cada entrenamiento me dedicaba y gracias a todo eso, gracias a Dios, hoy se están viendo los frutos”, dijo el futbolista de 23 años, agregando que fue muy difícil el idioma, el estilo de juego, pero todo ha sido un proceso positivo.   

Manotas vio una oportunidad de demostrar sus capacidades en la cancha con la partida de Erick ‘Cubo’ Torres, fue el mismo Manotas quien pidió ponerse la casaca número nueve y tomar las riendas de las anotaciones del equipo.

“Obviamente cuando se fue Erick [Torres] sabía la responsabilidad grande que tenía cuando él se fue, yo fui quien dijo ‘yo quiero estar ahí, quiero usar la nueve, quiero romper el record que el hizo’ y gracias a Dios puedo decir que quiero romper el record que yo [mismo] hice, es algo que me llena de mucha alegría y motivación”, comentó Manotas.

Tan solo en la temporada del 2018 el atacante anotó 25 goles y tiene el récord de más goles anotados por un jugador del Houston Dynamo en una temporada regular.

A pesar de que Manotas ya estaba haciendo goles y rompiendo records asegura que solo fue hasta conquistar el primer US Open Cup del Houston Dynamo que se sintió que había logrado hacer una gran diferencia en el club naranja. 

“Cuando fuimos campeones de la copa [US Open Cup], ‘dije aquí fue, aquí fue’, ya había roto el record de Erick [Torres] y ya era el máximo goleador del equipo en la copa, hice dos goles en la final y quedamos campeones [US Open Cup]”, dijo Manotas con emoción. “Increíble, fue algo que la verdad a mi llenó de muchísima alegría. Le demostré al club, le demostré a los fans de que aquí estoy yo, de que yo puedo hacer el trabajo que ellos quieren”.

Con todos los logros concretados a su corta edad y Manotas aún no está conforme, tiene muchas metas para el 2019, quiere ganar todo con el equipo espacial.

“En el Dynamo [quiero] ser campeón de la MLS, ser campeón de la [CONCACAF] Liga de Campeones, ser campeón de la copa del US Open, queremos ganar todo, queremos todo, queremos ser un equipo competitivo, ser un equipo aguerrido, peleando, allá arriba en los primeros lugares y a nivel personal quiero ser el máximo anotador del club y romper mi propio record de más goles en una temporada,” expresó Manota, que también mencionó su deseo por ser parte de la Selección de Colombia en el futuro cercano.

Con su esencia humilde, luchadora y con ese empuje de ser mejor cada día, el delantero ha conquistado no solo los goles en las canchas, sino también los corazones de los seguidores de la escuadra espacial. Manotas asegura que la hinchada local hace una gran parte y espera ver mas en el estadio en el 2019.

“Agradecido por todo el apoyo, quiero decirles que los aprecio mucho, aprecio mucho al club, a la ciudad. Me siento aquí como en casa, soy un tejano más”.

El técnico del Houston Dynamo Wílmer Cabrera, ha visto la evolución del joven delantero, lo conoce muy bien fuera y dentro del terreno de juego. Wílmer declaró que Manotas a sabido ser paciente una virtud que los jugadores profesionales necesitan par poder crecer en el ámbito del balompié.

"Tuvimos [Houston Dynamo] la suerte de encontrar a una persona como él, ser profesional, centrado, educado, que quería aprender y tuvo la paciencia para crecer, porque no es fácil en este deporte,” indicó Wílmer .“Este deporte es uno de los más difíciles y en cualquier deporte, a nivel profesional, debes tener mucha paciencia y él tuvo la paciencia, pero cuando tuvo la oportunidad, se arriesgó, lo que marca la diferencia con el deporte”.

El futuro se ve prometedor tanto para el Houston Dynamo como para el de delantero Manotas, quien llegó a un país nuevo y a un club nuevo a dejar su huella.